sábado, septiembre 16

Si el Islam es tolerante y ha renunciado a la “guerra santa”, ¿de qué protesta?

Si el Islam es tolerante y ha renunciado a la “guerra santa”, ¿de qué protesta?


Benedicto XVI nos advierte del peligro de la imposición de la fe por la fuerza, de la guerra por motivos religiosos. La fe no se impone, se propone. Pero saltan como aludidos imanes de varias partes del mundo. ¿Piden al Papa que retire su condena a la guerra santa? ¿no deberían pedir a los suyos que no den motivo para que se les acuse de incitar la violencia?

El Papa se adentra en la historia de los asedios de Constantinopla por un Islam violento. Espero que ese modo de entender haya pasado a la historia, ¿pero ha pasado? ¿No es real el 11-S; el 11-M; el 7-J? ¿No son reales las inmolaciones terroristas en nombre de Alá? Algo hay que cambiar...

Referencia al artículo completo.

4 comentarios:

elena dijo...

¿Qué dijo Benedicto XVI exactamente?

Una oleada de indignación y de fanatismo está recorriendo los países musulmanes contra las palabras de su santidad el Papa, en Ratisbona, en su discurso a los profesores y científicos. ¿Qué dijo Benedicto XVI exactamente? Pues que fe y razón están profundamente ligadas en la experiencia cristiana, de tal manera que no se puede obligar a nadie a cometer actos irracionales, por ejemplo a usar la violencia, bajo excusas religiosas. “La difusión de la fe mediante la violencia es algo irracional. La violencia está en contraste con la naturaleza de Dios y la naturaleza del alma”. “Solo lo lograremos si la razón y la fe avanzan juntas de un modo nuevo y solo así podemos lograr ese diálogo genuino de culturas y religiones que necesitamos con urgencia hoy”.

Las valoraciones negativas y prejuiciosas contra el Papa, emitidas en algunos casos por quienes, al mismo tiempo, se afanan en desmentir la existencia de un Islam radicalizado e integrista –y nunca precedidas por otras en similares términos, cuando se asesina a cristianos en Egipto o se hacen volar Iglesias cristianas en Bagdad-, solo se explican por el profundo desconocimiento acerca de todo aquello que la libertad y la razón aportan a la teología católica y, como es lógico al pensamiento de Benedicto, para explicar el compromiso religioso del hombre. Y conviene recordar que el Papa, en la misa de inicio del Pontificado, saludó a los representantes de las comunidades musulmanas declarando que “para la Iglesia es un imperativo construir puentes de amistad con el Islam”.

Elena Baeza

jesús domingo dijo...

¿Sí a la guerra santa?

Con relación a las palabras del Papa, Benedicto XVI, y el Islam en
Ratisbona, se vuelve a repetir el principio clásico de la interpretación que
“todo texto, fuera de su contexto, se convierte en un pretexto.” Y es que
ante las desenfocadas reacciones de algunos exponentes musulmanes, creo
conveniente recordar lo que ha dicho el portavoz de la Oficina de Prensa de
la Santa Sede, “Benedicto XVI, en su discurso del pasado martes en la
Universidad de Ratisbona, quiso reafirmar un claro y radical rechazó a
cualquier motivación religiosa de la violencia.” Pienso que hay suficientes
muestras de cómo el Papa actual quiere cultivar el diálogo y el respeto con
las demás religiones y culturas, principalmente con el Islam, sus palabras
ante las desaridas reacciones son un ejemplo.

Estoy convencido que si ha saltado la polémica no es porque al Papa le hayan
faltado finura y cuidada sensibilidad, sino por una interpretación más
político-cultural que religiosa de sus palabras por parte de algunos
sectores del Islam. Palabras, claramente sacadas de contexto, que han sido
apoyadas por sectores laicistas que no dudan en aprovechar cualquier
recurso, aún cayendo en contradicción, si con el atacan a la Iglesia. ¿Es
que ahora se puede gritar no a la guerra pero sí a la guerra santa?

Jesús Domingo

josefina dijo...

EL RESPETO DEL PAPA

La reacción airada de musulmanes contra Benedicto XVI por sus valientes palabras en Alemania, condenando el integrismo religioso, son una muestra de la estrechez mental de algunos, incapaces de reflexionar cuando se les contradice. No entiendo el arropamiento mediático que recibe el asunto, eludiendo –quizá por falta de formación religiosa de algunos periodistas o por escasa o nula simpatía a la Iglesia -, explicar el espíritu de las palabras del Papa, dirigidas a los católicos para que no caigamos en la tentación de transmitir la fe con la violencia, al estilo de la “yihad” islámica, ahora que nosotros encontramos en algunos sectores, tantas zancadillas de orden político e ideológico para propagar libremente nuestra fe. Como el Papa, pienso que la fe se muestra pero no se impone, y que por pertenecer a las convicciones más personales y profundas del hombre, debe ser respetada y transmitida con libertad. La fe se impone por sí misma, por la fuerza de la verdad, y jamás hemos de recurrir a las armas ni a coacciones, respetando la libertad humana, en donde reside nuestra dignidad. Ali Bardakoglu, por ejemplo, director de asuntos religiosos turcos, no entiende al Santo Padre y se confunde y confunde cuando dice que las palabras del Pontífice son "muy preocupantes, lamentables y desafortunadas, tanto para el mundo cristiano como para la paz de la humanidad". Por el contrario, como afirma el jesuita Padre Lombardi, “Benedicto XVI quiere cultivar el respeto y el diálogo con las demás religiones y culturas”. Lejos de ser intolerante, lo que nos aconseja es el máximo respeto a la libertad religiosa sin imposiciones, él que afirmó Munich que “tolerancia significa respetar aquello que para otros es sagrado”.


Josefina Morales

joseluis dijo...

2006.09.16. Asesinan una religiosa católica que atendía los más

pobres entre los pobres en un hospital de Mogadiscio-Somalia.



El Papa lamenta la reacción del

mundo musulmán a su discurso



Amenazas mahometanas - El Vaticano se blinda para el rezo del Angelus tras las amenazas de radicales islámicos

Fax Press - Roma.-


Benedicto XVI reiteró hoy que se siente "vivamente afligido" por la reacción adversa que sus palabras en la Universidad de Ratisbona del pasado martes ha causado en el mundo musulmán y aseguró sentir "mucho" la respuesta, "que ha sido considerado ofensivo para la sensibilidad de los creyentes musulmanes", insistiendo que sus palabras no mostraban su opinión, sino que eran una cita de un texto medieval, "que no expresa en ningún caso mi pensamiento personal".
Antes de pronunciar el rezo del Angelus en su residencia de verano de Castelgandolfo, el Papa mostró su apoyo al diálogo entre religiones y culturas y mostró su confianza en que la declaración difundida el sábado por su nuevo secretario de Estado, Tarcisio Bertone, sea suficiente para "aplacar los ánimos" y dejar claro "el verdadero sentido" de su discurso que, en su totalidad, "era una invitación al diálogo franco y sincero", aseguró.
En Ratisbona, el Papa pronunció un discurso en el que citó un diálogo del emperador Manuel II del Imperio Bizantino El Paleólogo con un erudito persa en el que se dice "Muéstrenme qué trajo de nuevo Mahoma y sólo encontrarán cosas malvadas e inhumanas, como su orden de difundir con la espada la fe que profesaba".
Mientras tanto, el Estado Vaticano ha decidido reforzar las medidas de seguridad tanto en la propia Ciudad de Vaticano como en la residencia veraniega de Castelgandolfo, después de que un grupo armado iraquí, el Ejército de los Muyaidines, amenazara a través de Internet al Papa diciendo que "su cruz en el centro de Roma será destruida" y que la capital italiana "será conquistada por el ejército de Mahoma y asistirán a la destrucción de su Vaticano".

2006-09-17

http://www.larazon.es/noticias/papa.htm